lunes, 7 de noviembre de 2016

Sé que no es un secreto lo del NOviembre!

¡Oh Dios mío! Sé que no es un secreto lo mucho que esto me excita, pero cada vez que veo una imagen como esta, me quita el aliento. AMO amor mío, AMO ver una dura polla negada mientras que la mujer consigue todo su placer egoísta. De vez en cuando confieso a mi marido que a veces siento lástima por él por todo el placer orgásmico que le he negado a lo largo de los años cuando él es SIEMPRE tan generoso y ansioso por hacerme tener tantos orgasmos. Siempre me dice que es una tontería, que es el hombre más afortunado del mundo. Si yo no confiaba en él tanto, no lo creería, porque correrme sólo me hace sentir tan increíble, ¿cómo podría alguien disfrutar de su negación? Hemos estado juntos casi una década, y si se suma eso ...
Estoy segura que he tenido 1.000 orgasmos más que mi marido.
Sé que lo que él dice es cierto, que le gusta ser excitado y luego que le niegue su orgasmo.
Yo no sé por qué, pero no puedo evitarlo ... lo hago porque le AMO.
Se la pongo dura y cuando veo que está ya a punto, desesperado por correrse, paro. Cuanto más lo fastidio y cuanto más caliente lo pongo, más me excita. Me encanta ver las gotas preseminales, muestra de lo caliente y cerca del orgasmo que lo he puesto ... y mi marido también ama ... de que mis orgasmos sean los que él ha tenidos negados.
Un día quiero ser capaz de escribir exactamente lo mismo, un día quiero un esposo y una vida así...si te interesan estos y otros consejos, apuntaté al blog reservado para mujeres.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada